Los platillos que se pueden preparar con la coliflor son muchísimos, ya que este vegetal es muy versátil, simplemente sustituyes el pollo por floretes de coliflor.
 
 Ingredientes; 
 
-1/2 coliflor, 
-1 taza de leche vegetal,  (leche de soja 250 ml)
-3/4 taza de harina,  (harina de arroz integral 120 g)
-1 cucharadita de cebolla en polvo
-1 cucharadita de ajo en polvo
-1/2 cucharadita de sal
-1/4 cucharadita de pimentón dulce
-1/8 cucharadita de pimienta negra
 
Precalienta el horno a 230ºC ó 450ºF.

Lava la coliflor, descarta las hojas y el tallo central y córtala en trozos grandes.
Mezcla los ingredientes del rebozado en un bol hasta que estén bien integrados. Moja los trozos de coliflor en el rebozado y sácudelos un poco para eliminar el exceso.
Coloca las alitas de coliflor sobre una bandeja para horno con papel de hornear y hornea durante 10 minutos por un lado y luego otros 10 minutos por el otro.
Mientras vamos a preparar la salsa Buffalo. Puedes mezclar todos los ingredientes en un bol, pero yo prefiero batirlos para que quede una textura más fina. Luego echa la salsa a un bol.
Sumerge todas las alitas de coliflor en la salsa Buffalo y sacúdelas para eliminar el exceso. Vuelve a colocarlas en la bandeja y hornéalas 10 minutos por un lado y otros 10 minutos por el otro o hasta que se doren.
Sirve con aderezo ranchero vegano y con un poco de cebollino picado por encima (opcional).
Puedes guardar las alitas de coliflor en la nevera en un recipiente hermético durante unos 5 días.